Cambiemos aprueba adhesión al Pacto Fiscal en una sesión escandalosa

Este lunes por la noche el Concejo Deliberante de Mercedes vivió un gran escándalo con la aprobación de la adhesión al Pacto Fiscal que promovía el bloque de concejales de Cambiemos. Todo terminó a las trompadas y con los macristas retirándose con la policía.

El Concejo Deliberante vivió una noche épica más en su historia con una sesión caliente que terminó con golpes, trifulca y con concejales de Cambiemos que debieron dejar el recinto escoltados por la policía.
El Concejo estuvo repleto de gente que se acercó a manifestar su desacuerdo con la adhesión de Mercedes al Pacto Fiscal que intenta la gobernadora Vidal que firmen los intendentes. Militantes sociales, de izquierda, trabajadores municipales, profesionales y público en general presenció esta sesión ordinaria.
Luego de los alegatos de los presidentes de bloque fue el turno de la concejal Sabrina Viñales por la alianza PRO UCR, que como presidenta de la comisión de Legislación defendió el proyecto elevado por su bloque. Fue duramente abucheada y luego de que se concretara la votación donde Cambiemos hizo valer su mayoría automática, se generó una batahola de dimensiones que involucró a militantes, público en general y hasta a concejales.
Debido a este clima de tensión los ediles del macrismo mercedino se atrincheraron en el salón de la secretaría y del presidente del cuerpo y no querían salir. Recién pasadas las 22.30 pudieron dejar el Concejo escoltados por la policía para evitar agresiones.
Según afirmaban testigos en el lugar, todo el problema se habría suscitado cuando un empleado del Hospital Dubarry golpeó a una joven militante del Movimiento Evita. Ese fue el detonante de la trifulca que terminó por suspender la sesión luego que se aprobara esta adhesión compulsiva al Pacto Fiscal que atenta contra la autarquía de la Municipalidad.

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.